Translate

sábado, 9 de marzo de 2013

Templarios en La Patagonia -III- part3

El "increible" Relato de los "Indios Cariñosos" - Los "Indios Blancos"
Relación de Herrera

"El grumete Francisco del Puerto no fue asesinado, pero sus compañeros confundidos al haber perdido a su líder, no intentan rescatarlo y retornan junto a los otros dos barcos. Tomando el mando Francisco de Torres (cuñado de Díaz de Solís), regresaron inmediatamente al mar, reaprovisionándose de la carne de 66 lobos marinos en la isla de Lobos. Salaron la carne y llevaron los cueros que luego vendieron en Sevilla. Del Puerto permaneció en Martín García hasta el arribo de la expedición de Sebastián Gaboto, cuando fue recogido años después.

Francisco del Puerto le habló a Gaboto de la Ciudad de los Césares, que creía que se encontraba remontando el río, por lo que Gaboto abandonó la misión que tenía encomendada y buscó la ciudad. Aunque no la encontró, habló de la misma a su regreso a España, lo cual motivó al rey español a colonizar el actual territorio argentino...

Nosotros nos preguntamos: ¿qué tenía de especial Francisco del Puerto, un simple grumete, para que los Indios Charrúas lo cuidaran y "mimaran" tanto? ¿No le llama la atención que no lo mataran? En la Expedición de Alejo García hablaremos más del tema

Retorno a España

Al pasar frente a la isla Santa Catalina, naufragó una de las carabelas en la Laguna de los Patos, quedando 18 marineros en la costa, entre ellos Melchor Ramírez y Enrique Montes. Estos náufragos se separaron, 7 viajaron hacia el norte en busca de los portugueses, que los hallaron y los enviaron a Lisboa. Otros 6 permanecieron en los Patos, y el portugués Alejo García se aventuró con algunos de sus compañeros y centenares de indígenas en busca de la Sierra de la Plata en dirección al Alto Perú, muriendo asesinado al regresar.

¿No le llama la atención que Alejo García, un "simple náufrago" un "sublime desconocido" lo acompañaran "centenares de indígenas" en una expedición?

Los dos barcos restantes llegaron al cabo de San Agustín, en donde recogieron Palo Brasil y retornaron a España, arribando a Sevilla el 4 de septiembre de 1516. Desde entonces el estuario del río de la Plata fue conocido en España como Río de Solís

nnDnn

No hay comentarios:

Publicar un comentario